Usted está aquí: 

-

-

Una mayor reutilización de residuos del aceite y el vino, objeto de investigación en la comunidad riojana

Una mayor reutilización de residuos del aceite y el vino, objeto de investigación en la comunidad riojana

La DOP Aceite de La Rioja y Agricultura del Gobierno de La Rioja participan en proyectos que estudian cómo convertir los restos de los procesos de elaboración en un valor añadido

12-03-2018

Tras una copa de vino de Rioja hay muchos esfuerzos y años de trabajo. Con ella parece llegar el fin de un proceso, el de la vitivinicultura, que tanto caracteriza a La Rioja. Una sensación similar se tiene cuando se aliña una ensalada con aceite de oliva DOP Aceite de La Rioja o se absorbe con pan por el simple placer de untarlo... El vino y el aceite son el fin. Pero en el transcurso de conseguir ese objetivo final van surgiendo residuos que dadas las dimensiones de las producciones son cuantiosos. En el caso de la uva una gran parte va a la elaboración de destilados, pero no es la única aplicación y se quiere incluso ampliar. En el aceite, los huesos de aceituna ya dan lugar a múltiples aprovechamientos: bioabsorbente de metales, por tanto descontaminante de aguas; fuente energética para calderas de biomasa, etc. Pero aun se quieren conseguir otras reutilizaciones...

En la comunidad riojana se están desarrollando ahora varias investigaciones dirigidas precisamente a estudiar un posible uso de todos estos residuos. Así, por ejemplo, tal como se recoge en el boletín informativo Infolivo, que edita el Consejo Regulador de la DOP Aceite de La Rioja, en el marco del proyecto de I+D+i  ‘Revalorización del poder antioxidante en el proceso de producción de aceite’, la DOP Aceite de La Rioja y la empresa Avanzare (en colaboración con la Agencia de Desarrollo Económico de La Rioja) estudió durante el pasado 2017 "el poder antioxidante de distintas variedades de oliva en función del momento de maduración", explican.

Pero más allá de conocer esa capacidad antioxidante de la aceituna y su momento óptimo de recolección se analizaron otras cuestiones: "Poner en valor los residuos generados durante la campaña extrayendo sus compuestos con alto poder antioxidante para que puedan ser aplicados a otros sectores, como en la industria cosmética y en la de los alimentos nutraceúticos", apuntan. Al mismo tiempo, incluido en dicho estudio, se ha llevado a cabo la elaboración de jabones cien por cien naturales y ecológicos, con el aceite extraído de los alperujos -restos tras la extracción de aceite-. "Además de ser biodegradables y respetuosos con el medio ambiente, los jabones limpian y cuidan la piel, ya que están libres de colorantes, conservantes y perfumes sintéticos, y aportan a la piel todas las propiedades naturales del aceite de oliva", concluyen.

Reciclaje de los restos sólidos del proceso vinícola como fertilizante

En el ámbito del vino, el Proyecto WETWINE, en el que participa y colabora la Consejería de Agricultura y Ganadería del Gobierno de La Rioja, a través del ICVV (Instituto de Ciencias de la Vid y del Vino), pretende promover la conservación y protección del patrimonio natural. En este contexto, se presenta la necesidad de gestionar los residuos que se generan en la industria vitivinícola.
De esta investigación, que es de carácter transnacional y en el que cooperan entes de distintas regiones y países (España, Francia y Portugal), "se obtendrán soluciones a los problemas de generación de residuos de la industria vitivinícola a través del tratamiento de aguas residuales y la reutilización-reciclaje de la fracción sólida como fertilizante consiguiendo disminuir en un 90% el impacto de la actividad vitivinícola sobre el patrimonio natural", tal como se precisa en la revista WETWINE en la que se explican los objetivos de dicho proyecto. WETWINE comenzó en 2016 y se dilatará hasta mediados de 2019.